<
>

Ángel Reyna: El gol más caro en la historia de club Chivas

Imago 7

GUADALAJARA -- Desde que Jorge Vergara se sentó a negociar con Fidel Kuri para que Ángel Reyna pasara del Veracruz al Guadalajara, sabía que la contratación del ex americanista sería una de las más caras que jamás haya concretado como mandamás del equipo rojiblanco. Quince meses después, los pronósticos de los más pesimistas se hicieron realidad y el Rebaño parece haber echado a la borda una auténtica millonada.

De inicio el chiverío tuvo que desembolsar alrededor de cinco millones de dólares, además de la cesión del juvenil Víctor Perales, para que Kuri Grajales accediera a vender los derechos federativos de Ángel Reyna. Al momento de firmar ese cheque, Vergara Madrigal envió cerca de 80 millones de pesos al puerto jarocho, obteniendo como única garantía la palabra del mismo futbolista quien se dijo comprometido y reformado.

Además de buscar vestir la camiseta de un equipo “grande” otra vez, Ángel Reyna se convenció gracias a uno de los mejores contratos del futbol mexicano. El salario de 1.7 millones de dólares anuales (27 millones de pesos), era el segundo mejor para un jugador azteca, sólo por detrás del de Oribe Peralta con el América. Bajo esas condiciones, el también ex de San Luis ha cobrado ya 15 meses de salario, lo que equivale a 34 millones de pesos.

La mala noticia para el Rebaño es que separar a Ángel Reyna no significa que su sueldo disminuya, y el mismo Presidente de la institución, Néstor de la Torre, ha aceptado que respetarán el contrato que tienen con el jugador, a quien todavía le quedaban nueve meses con el Rebaño. Si no llegan a un arreglo, Chivas deberá cubrir su sueldo hasta el término de mayo de 2016, pagando un total de 20 millones de pesos más.

Para cuando termine el arreglo contractual entre Chivas y Ángel Reyna, el Rebaño habrá desembolsado un total de 134 millones de pesos, lo que resulta un gasto extremo para los 28 partidos y poco más de mil 400 minutos que el otrora seleccionado nacional disputó como rojiblanco, marcando además sólo un gol; por mucho, el gol más caro en los 109 años de historia del Guadalajara.